1D259A82-557F-422C-A64A-B4021112A44E_1_201_a_edited.jpg

¡Bienvenid@s!

Hace muchos años conocí el psicoanálisis como paciente. Entonces, entré en un mundo nuevo, con una forma diferente de observar lo que me sucedía y lo que pasaba a mi alrededor. Comprendí que uno es capaz de transformar su propia vida haciendo las cosas de un modo distinto.


¿Qué es el psicoanálisis?


Con poco más de 120 años de historia, el psicoanálisis es una ciencia moderna, nueva y que ha suscitado mucha controversia. Esto es así, básicamente, porque interpela de manera directa y cuenta cosas que resultan ásperas de encajar. Pone en cuestión al individuo como sujeto del lenguaje, responsable de sí mismo y da la llave para poder modificar aquellas cuestiones que lo dañan.


Es preciso tener en cuenta que -para poder modificar patrones establecidos, roles ejercidos y funciones familiares- es necesario y eso, en muchas ocasiones genera desazón en el propio sujeto o incluso en su círculo familiar/social. La perspectiva del compromiso y de una labor para la transformación, generan resistencias. También cierto displacer por habitar espacios desconocidos, vertiginosos y quizás negados.

Los cambios traen beneficios y mueven pasiones (comunes a todos los sujetos, normales). Se hace complejo aceptar que pasan cosas, que el sujeto tiene sensaciones (amorosas u hostiles) donde “no debería”.


El psicoanálisis da claves, abre los ojos y permite comprender que el hombre es mucho más que una especie animal, es y eso tiene sus derivaciones. Las palabras nos marcan, nos dejan huellas para toda la vida. Generan creencias muchas veces limitantes que es preciso desmantelar, otras veces, edificantes, que ayudan a construir.

Lo que es necesario trabajar es la noción de que no hay límites para el sujeto. Las restricciones no vienen de fuera, sino que todas las barreras son producto de una construcción del propio yo que puede derribarse y reconstruirse.


De ahí la relevancia, vigencia e importancia de acudir a un psicoanalista.

Aunque no tengamos ninguna enfermedad, esta ciencia brinda un camino de descubrimiento y apertura hacia otras realidades, hacia otras perspectivas. Viene a sumar, a agrandar el campo de acción.




Te ofrezco:

  • Un pacto analítico.

  • Escucha diferencial: sin juicios, ni ideas previas. 

  • Confidencialidad entre paciente y analista.

  • Profesionalidad de una escuela como Grupo Cero, cada uno de sus psicoanalistas está en formación permanente y tiene su propio espacio analítico. Además de supervisiones de caso.


Con estos elementos, podrás construir un nuevo camino. A través del trabajo y el compromiso del paciente se conseguirá su transformación.


Ponte en contacto conmigo para una primera entrevista. ¡Atrévete a vivir la vida que deseas!

 
 

"Comienzo a psicoanalizarme, no para curar ninguna herida pasada, sino para vivir mejor los años futuros"

Miguel Oscar Menassa